Aqui estoy frente a la Iglesia de San Francisco (Quito – Ecuador)

sanfran
Camara:Sony DSC-w7

Cuenta la historia que un indio llamado Cantuña se comprometió a construir el atrio del templo de San Francisco.

El tiempo de entrega era corto y Cantuña no iba a finalizar la obra en el plazo acordado, de tal manera que al verse perdido, hizo un pacto con el Diablo; éste, a cambio, le pidió su alma, y Cantuña aceptó. Los diablitos comenzaron la construcción que demoró una noche. Cuando Lucifer vino a buscar el alma de Cantuña, él descubrió que faltaba una piedra por colocar y por tal motivo el pacto quedó anulado. Así salvó su alma.

Autor

Ecuatoriano de 40 años, graduado de Ing informática de Gestión, Tecnólogo en Infografía y Master en Dirección Estratégica y Tecnológica. Experto web y mobile, apasionado con la tecnología y fundador de Wompad S.A. empresa dedicada al desarrollo de software.

Escribir un comentario